REFLEXIONES

  • El necio dice en su corazón no hay Dios


    Dice el necio en su corazón no hay Dios, ¿Que nos dice denlos necios  en la Biblia?

    La Biblia tiene mucho que decir acerca de los necios. La definición bíblica tiene la dimensión añadida de “alguien que hace caso omiso de la Palabra de Dios”. La Biblia enumera muchas características de una persona así, a menudo contrastándola con alguien que es sabio. 

    Eclesiastés 10:2 dice: “El corazón del sabio está a su mano derecha, mas el corazón del necio a su mano izquierda”. Un necio es aquel cuyo corazón descarriado se vuelve continuamente hacia la necedad. 

    Proverbios 26:11 dice: 'Como perro que vuelve a su vómito, así es el necio que repite su necedad'. Los necios no aprenden sus lecciones de los errores que cometen. Continúan haciendo las mismas tonterías una y otra vez, para su propia destrucción (Proverbios 18:7).

    Puedes compartir este sitio
  • MENÚ
    La congoja del corazón
    Dios quieres que seamos ayudante en el camino
    Breve reflexión sobre Isaías
    El ministerio de Pablo
    Bonito y bendecido día para ti
    Pablo llamada a ser siervo de Jesucristo.
    El necio dice en su corazón no hay Dios

REFLEXIONES

El necio dice en su corazón no hay Dios


Dice el necio en su corazón no hay Dios, ¿Que nos dice denlos necios  en la Biblia?

La Biblia tiene mucho que decir acerca de los necios. La definición bíblica tiene la dimensión añadida de “alguien que hace caso omiso de la Palabra de Dios”. La Biblia enumera muchas características de una persona así, a menudo contrastándola con alguien que es sabio. 

Eclesiastés 10:2 dice: “El corazón del sabio está a su mano derecha, mas el corazón del necio a su mano izquierda”. Un necio es aquel cuyo corazón descarriado se vuelve continuamente hacia la necedad. 

Proverbios 26:11 dice: 'Como perro que vuelve a su vómito, así es el necio que repite su necedad'. Los necios no aprenden sus lecciones de los errores que cometen. Continúan haciendo las mismas tonterías una y otra vez, para su propia destrucción (Proverbios 18:7).

Puedes compartir este sitio

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información y limitar el uso de cookies en nuestra política de cookies.
Copyright © 2024 Todos los derechos reservados
El Paralítico de Betesda | Juan 5:1-18 | Reina Valera 1960
Cookies - Aviso Legal - Mapa del sitio
Visitas:   155,895
Copyright © 2024 Derechos reservados
Cookies - Aviso Legal - Mapa del sitio
Visitas:   155,895